La estrategia de la OMS sobre el COVID-19 y su relación con la salud mental

La estrategia de la OMS sobre el COVID-19 y su relación con la salud mental

La estrategia de la OMS sobre el COVID-19 y su relación con la salud mental

Hasta el 21 de junio de 2020, la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha registrado 8,708,008 casos confirmados de COVID-19 y 461,715 muertes relacionadas. Las cifras, aunque han sido constantes hasta el momento, subyacen en cómo la pandemia puede presentar problemas formidables en este período de transición si no se controla.

Si diferentes miembros de la sociedad ahora buscan mitigar cualquier posible efecto adverso adicional de la enfermedad infecciosa, especialmente en el contexto de la salud mental, sería bueno comprender las recomendaciones estratégicas propuestas por la OMS en su última publicación titulada Actualización de la estrategia COVID-19 .

La siguiente explicación busca resumir los puntos principales presentados en el documento en relación con la atención de la salud mental, con un breve énfasis en los trabajadores de salud de primera línea, las empresas privadas y las comunidades vulnerables.

El enfoque estratégico global de la OMS contra COVID-19

Antes de profundizar en los detalles de las medidas de mitigación de COVID-19, se recomienda resaltar las tres características que han dado forma al desarrollo de la estrategia actual de la OMS:

Velocidad y escala: la enfermedad se ha extendido por todo el mundo a un ritmo rápido y explosivo. Como resultado de tal velocidad, incluso los sistemas de salud más fuertes han sido inundados por la miríada de desafíos sin precedentes.

Gravedad: aproximadamente una quinta parte de los casos se presentan como graves o críticos, con una tasa bruta de mortalidad de casos clínicos de más del 3%. Para aquellos que son mayores de edad o con ciertas condiciones subyacentes, la tasa aumenta.

Interrupción social y económica: en los intentos de controlar la transmisión de enfermedades, las medidas estrictas y los bloqueos en los sistemas de salud y asistencia social han tenido notables repercusiones socioeconómicas.

Según estas tres facetas, el principio rector general es que la velocidad con la que se descubren, se hacen pruebas y se aíslan los casos será el determinante final del control de la enfermedad de COVID-19. La identificación rápida de los grupos, las respuestas inmediatas de las autoridades sanitarias y los esfuerzos de colaboración eficientes entre varios miembros de la sociedad pueden prevenir brotes graves adicionales y consecuencias negativas.

COVID19 y la salud mental

¿Cómo se traduce esto en términos de atención de salud mental?

Para abordar la posibilidad de otros brotes, los esfuerzos unificados de todas las partes interesadas incluirán que los contactos cercanos de cada caso confirmado o probable sean puestos en cuarentena y monitoreados durante 14 días. La cuarentena puede ser un período que fomenta el estrés y la ansiedad, y altera la vida de las personas en cuarentena y sus familiares. Por recomendación de la OMS, se deben emprender todos los esfuerzos que puedan brindar apoyo a quienes están por experimentar la cuarentena, incluidas las necesidades básicas, el apoyo a los ingresos, la atención médica y el apoyo psicosocial.

Del mismo modo, debido a que un exceso de información y desinformación ha prevalecido tanto online como offline, la OMS subraya aprovechar la Red de Información de la OMS para Epidemias (EPI-WIN) 18. La red comprende alianzas con diferentes sectores y sus respectivos miembros, y ofrece consejos e información confiables y oportunos de fuentes calificadas. Como la información errónea puede dar lugar a comportamientos peligrosos, como la automedicación con sustancias nocivas, la promoción de las plataformas mencionadas anteriormente podría fortalecer las respuestas de salud pública y prevenir daños innecesarios. Del mismo modo, una mayor integración de la comunicación de riesgos y las herramientas de datos de participación comunitaria (encuestas, cuestionarios, métodos de evaluación rápida) ayudaría a proporcionar una descripción más precisa de la percepción entre las comunidades de interés y orientaría las posibles medidas de respuesta.

Youtube Psious

 

¿Qué miembros de la sociedad siguen teniendo un mayor riesgo de experimentar problemas de salud mental?

-Trabajadores de atención médica de primera línea: tanto los sistemas de salud como los trabajadores de salud se han enfrentado a una ola de estrés y fatiga sin precedentes debido a la gran cantidad repentina de casos de COVID-19. Además, estos profesionales de la salud se han puesto en riesgo continuo de cuidar a los pacientes; algunos incluso han sacrificado sus vidas.

-Migrantes y refugiados: estos individuos, junto con aquellos en poblaciones desplazadas o en asentamientos informales y de alta densidad, ya no tienen acceso a muchos de los servicios sociales y de salud que se ofrecen a otros miembros de la comunidad en general. Un brote de COVID-19 tiene y representará más interrupciones de los servicios limitados disponibles.

-Estudiantes: el cierre de escuelas ha sido testigo de un aumento en el riesgo de negligencia, abuso o explotación en algunos estudiantes. Del mismo modo, el cierre de escuelas puede haber interrumpido los servicios básicos como las comidas escolares.

-Mujeres: las mujeres representan el 70% de la fuerza laboral de la salud, este grupo en particular se ha visto desproporcionadamente afectado y tendrá más que perder con brotes adicionales de COVID-19. Además, la necesidad de proteger a las mujeres de un riesgo elevado de abuso doméstico se ha convertido en una prioridad, y debe ir acompañada de refugio o alojamiento en espacios seguros donde sea necesario.

 

COVID19 los más vulberables

 

¿Cómo pueden otros miembros de la sociedad mitigar las repercusiones de COVID-19 actualmente?

-Autoridades sanitarias: con el objetivo de reducir la exposición y disminuir la transmisión, las medidas de salud pública y del sistema de salud deben combinarse con medidas de restricción de movimiento proporcional y de distanciamiento de la población apropiadas para el contexto.

-Autoridades sanitarias: con el objetivo de reducir la exposición y disminuir la transmisión, las medidas de salud pública y del sistema de salud deben combinarse con medidas de restricción de movimiento proporcional y de distanciamiento de la población apropiadas para el contexto.

-Empresas privadas: dada la experiencia y la innovación para escalar y mantener respuestas, se alienta a las empresas a mantener un flujo continuo de servicios esenciales, por ejemplo: cadena alimentaria, servicios públicos, servicios sociales y de salud, y fabricación de suministros médicos.

-Ciudadano: es importante compartir la responsabilidad al adoptar y adherirse a medidas que impidan la transmisión de COVID-19. Los ciudadanos también pueden brindar apoyo a otros en cuarentena sirviendo como voluntarios de la comunidad o haciendo llamadas telefónicas o enviando mensajes para comunicarse.

 

COVID una causa común

El enfoque que une en una causa común

La crisis de COVID-19 ha impactado todos los aspectos de la sociedad global para dejar una estela de consecuencias socioeconómicas desfavorables y problemas de salud mental. Ciertos grupos de la población mundial, como los trabajadores de salud de primera línea y los migrantes, continuarán en alto riesgo mientras la pandemia se mantenga. Para avanzar en contra de COVID-19 en un momento en donde los niveles de transmisión están controlados o bajos, cada miembro de la sociedad debe unirse, proponer y adoptar medidas que conduzcan a lograr ese objetivo. Según lo sugerido por la OMS, las mujeres pueden desempeñar un papel importante en los principales esfuerzos de movilización de la comunidad; los ciudadanos pueden adherirse a las pautas recomendadas sobre distanciamiento físico y medidas preventivas. Las empresas privadas también pueden servir como hélices en el avance de esta causa común. De hecho, es la acción colectiva de todas las entidades públicas y privadas lo que determinará el resultado final de esta lucha contra COVID-19.

 

Otros artículos que te podrían interesar: